Colombianos que trabajan con tecnología obsoleta se sienten menos productivos: son 500% más propensos a frustrarse y a cambiar de empleo

Colombianos que trabajan con tecnología obsoleta se sienten menos productivos: son 500% más propensos a frustrarse y a cambiar de empleo
Imprimir este artículo

Seccion Gestion Humana

Menos de un tercio de los trabajadores del país considera a sus empleadores líderes tecnológicos. Las organizaciones que no estimulan digitalmente a los profesionales están económicamente en riesgo.

Según un nuevo estudio de Unisys Corporation que ha analizado la importancia del uso actual y futuro de la digitalización en el trabajo en Colombia, la clave para mantener productivos y con actitud positiva a los profesionales en sus lugares de trabajo es asegurarles el acceso a tecnologías líderes actualizadas.

Estos son los resultados más destacados en Colombia:
• Cerca del 30% de los profesionales en las organizaciones “tecnológicamente rezagadas” expresó frustración con sus empleadores, en comparación con sólo el 5% en las organizaciones “líderes en tecnología” – una diferencia del 500%.
• El nivel de frustración se relaciona directamente con la amenaza de pérdida de talento: los empleados en empresas tecnológicamente rezagadas (15%) son 650% más propensos a dejar sus funciones para trabajar en otros lugares, comparados con los que pertenecen a empresas líderes en tecnología (2%). Este dato es preocupante considerando que las organizaciones empoderadas digitalmente representan sólo el 36% del total de encuestados en Colombia.
• Los dispositivos proporcionados son la fuente de problemas más grande para los empleados en las organizaciones “rezagadas”. El 40% manifestó que son menos productivos debido al uso de dispositivos obsoletos y 233% más propensos a dejar sus trabajos que quienes trabajan para “organizaciones líderes” (12%).
• El movimiento “Trae tu propio dispositivo” (Siglas BYOD en inglés), que se refiere principalmente a teléfonos inteligentes, genera importantes riesgos para la seguridad en Colombia. La encuesta mostró que casi el 63% de profesionales han descargado aplicaciones que no fueron proporcionadas por el departamento de TI de su organización porque son “mejores que las que les brinda la empresa” o porque “su empresa les ofreció la alternativa de usar sus propios equipos”.
• Como consecuencia, empleados exasperados han recurrido al uso de sus propios equipos que pueden resultar fácilmente comprometidos, intervenidos, perdidos o robados. Casi el 61% utiliza su propio teléfono inteligente y más del 38% usa su propio computador portátil – un grupo bastante superior al promedio global de 45% y 22%, respectivamente. Agravando el problema, más de tres de cada cuatro empleados (81%) ignoran los protocolos de seguridad al realizar tareas como compartir cuentas y contraseñas, siendo 14% más propensos a la inseguridad que el profesional promedio mundial.
“Los profesionales esperan tener acceso a las mismas herramientas donde quiera que se encuentren. La tecnología puede inspirar a algunos y perjudicar a otros. Sobrevivirán aquellas empresas que invierten proactivamente en tecnología”, dijo Eduardo Almeida, Vicepresidente y Gerente General de Unisys para América Latina.

La correlación entre tecnología, productividad y resultados en los negocios
El estudio mundial encuestó a más de 12.000 empleados de 12 países en abril de 2018 para evaluar las actitudes de los profesionales con relación a la manera en que la tecnología utilizada en el entorno de trabajo influye en sus rutinas diarias. También clasificó la competitividad de las organizaciones líderes y rezagadas tecnológicamente basándose en la respuesta de los encuestados sobre sus empleadores.
Si bien muchos propietarios de negocios saben que los empleados infelices les cuestan dinero, a muchos otros les sorprende cuán alto puede ser realmente ese valor. Un informe de 2017 publicado por la firma de investigación Gallup reveló que los empleados no comprometidos cuestan entre US$ 483 mil millones y US$ 605 mil millones anualmente en productividad. Además, estudios predicen que cada vez que una empresa reemplaza a un profesional asalariado, hay un costo equivalente de seis a nueve sueldos mensuales en promedio.
“No sólo sugiere que las tecnologías obsoletas en el trabajo están costando miles de millones de dólares a la economía colombiana cada año, sino también que un número importante de empresas está atrasado en la curva tecnológica poniéndose en riesgo desde el punto de vista de retención de talentos, eficiencia y productividad.” dijo Almeida.

El futuro del lugar de trabajo
Casi el 42% de los encuestados considera la Inteligencia Artificial (IA) e Internet de las Cosas (IoT) como las tecnologías emergentes con más potencial para transformar el entorno de trabajo en los próximos cinco años. Sin embargo, sólo el 26% afirmó que entiende bien esta tecnología.
Esta falta de comprensión influye fuertemente en la creencia de las personas acerca del impacto de las tecnologías en el trabajo. La encuesta encontró que el 58% de los empleados en las “organizaciones líderes” cree que la tecnología y la automatización pueden volver obsoletos sus puestos de trabajo en cinco años.
“El miedo a lo desconocido es poderoso y eso es lo que confirman las estadísticas”, dijo Fabio Abatepaulo, Director de Transformación Digital de Unisys para América Latina. “Sin embargo, las organizaciones que modernizan su tecnología y procesos de la manera correcta estarán mejor posicionadas para liderar. Pueden ayudar a empoderar a los profesionales, liberándolos de tareas tediosas para que puedan producir mejores resultados. Creemos que la Inteligencia Artificial mejorará la manera de trabajar de los profesionales, no va a reemplazarlos”.

¡Aún sin comentarios!

Se el primero en iniciar una conversación.

Añadir un comentario

Sus datos estarán a salvo! Su dirección de correo electrónico no será publicada. También otros datos no serán compartidos con terceras personas.
Todos los campos requeridos.