Elección de los Portafolios de Inversión, Claves en el Ahorro de las Cesantías

Elección de los Portafolios de Inversión,  Claves en el Ahorro de las Cesantías
Imprimir este artículo

Desde su existencia, las cesantías se han convertido en un gran  aliado para los trabajadores colombianos y han permitido su progreso, la consolidación de sus proyectos de ahorro y los de sus familias.  Por tanto, es esencial que los trabajadores conozcan sus características y cómo usarlas de manera adecuada.

Las cesantías son una prestación social a la que tiene derecho todo trabajador, está a cargo del empleador y es generada por un vínculo laboral, no obstante,

“El monto de las cesantías equivale a
un mes de salario por cada año trabajado
o proporcional si el período es menor
de 12 meses y el empleador debe
consignarlas cada año, hasta el 14 de
febrero.”

respecto de  aquellos trabajadores que tienen salario integral (más de 10 SMLMV), los empleadores no están obligados a reconocer esta prestación. Su objetivo principal es amparar al afiliado en caso de quedar desempleado o cesante, sin embargo, la ley colombiana permite destinar el ahorro de las cesantías, para temas relacionados con educación del afiliado, la de su conyugué o compañero/a permanente y para comprar, construir o realizar mejoras a la vivienda.

El monto de las cesantías equivale a un mes de salario por cada año trabajado o proporcional si el período es menor de 12 meses y el empleador debe consignarlas cada año, hasta el 14 de febrero.

Sólo en los fondos de cesantías los trabajadores pueden escoger el Fondo donde quieren ahorrar sus cesantías, a través del esquema Multiportafolios, que le permite a los afiliados elegir cómo invertir las cesantías mediante dos tipos de portafolio: corto y largo plazo. Cada uno tiene sus propias características de inversión, rentabilidad y tiempo de permanencia.

Al proceso de elegir uno de dichos portafolios o distribuir las cesantías entre ambos, se le conoce como Definición del Perfil de Administración. La clave a la hora de elegir es saber el uso que le dará a las cesantías y por cuánto tiempo se mantendrán ahorradas. Para eso veamos las características de cada uno:

PORTAFOLIO DE LARGO PLAZO

Orientado a los afiliados que conservarán sus cesantías por un periodo mayor a 1 año.
Sus inversiones son a mayor plazo y, probablemente, con mayor riesgo que en el portafolio de corto plazo, aunque la rentabilidad tiende a ser mayor.
La rentabilidad se calcula en un período acumulado de 24 meses
Es para personas con un perfil de riesgo moderado.
Comisión de administración del 3% efectivo anual.
No tiene comisión para el retiro de las cesantías cuando el trabajador se queda sin empleo.

PORTAFOLIO DE CORTO PLAZO

Orientado a los afiliados que van a utilizar sus cesantías en el corto plazo.
Sus inversiones son de menor riesgo y la rentabilidad tiende a ser menor que en el portafolio largo plazo. Su objetivo es mitigar el riesgo de pérdida en los retiros que se realicen en el corto plazo.
La rentabilidad se calcula en un período acumulado de tres meses.
Es para personas con un perfil de riesgo conservador, o que prefieran retirar sus cesantías en el corto plazo.
Comisión de administración del 1% efectivo anual.
No tiene comisión para el retiro de las cesantías cuando el trabajador se quede sin empleo.

Elegir es un derecho que les permite a los trabajadores sacarle un mayor provecho a este ahorro.

Por: Andrés Vásquez Restrepo
VICEPRESIDENTE COMERCIAL PORVENIR

¡Aún sin comentarios!

Se el primero en iniciar una conversación.

Añadir un comentario

Sus datos estarán a salvo! Su dirección de correo electrónico no será publicada. También otros datos no serán compartidos con terceras personas.
Todos los campos requeridos.