Riesgo de Terremoto, Una Incertidumbre que debe ser cubierta

Riesgo de Terremoto, Una Incertidumbre que debe ser cubierta
Imprimir este artículo

Los últimos acontecimientos ocurridos en América frente a eventos que disparan las protecciones catastróficas, como los huracanes Harvey, Irma y María, especialmente María que azotó severamente las islas del caribe, y no menos importante el sismo ocurrido en la ciudad de México con magnitud 7.1 en la escala Richter el pasado 19 de septiembre, el cual dejo 331 víctimas con replicas registradas posteriores a 3 semanas, ha constituido no solo pérdidas de vidas humanas sino de daños materiales en especial de infraestructura , por colapso total  de edificaciones y otras que  deberán ser intervenidas para su demolición.

La empresa de análisis de riesgo Air Wordwide calcula que las pérdidas aseguradas por el terremoto de México estarían en un rango cercano a 2,1 billones de dólares; El total de la industria de reaseguro a nivel mundial con estas catástrofes en la temporada de huracanes y el sismo de México estará expuesta a perder  algo más de 100 billones de dólares.

Por: Fernando Lombana Silva

Vicepresidente técnico PREVISORA SEGUROS

 

Cifras muy considerables cuando se trata de proteger nuestro patrimonio y estar en la tranquilidad de ceder el riesgo que nos es difícil de soportar ante estas eventuales catástrofes naturales.

Colombia y Latinoamérica no son ajenos a tener catástrofes de esta magnitud, ya lo hemos vivido en Chile, Perú y Colombia con el sismo de Armenia y el eje cafetero ocurrido el 25 de enero de 1.999 con magnitud 6.1 en la escala de Richter, dejando 1.185 muertes, estructuras colapsadas y muchos damnificados, en cuantiosas pérdidas materiales  no solo del sector seguros, sino a cuenta propia y con el dolor de ver perdidos una ilusión y un esfuerzo de ahorro a lo largo de  una vida laboral.

La razón de esto, se centra en una pobre y baja cultura de seguros en Latinoamérica y especialmente en Colombia, desde tiempo atrás y aún en tiempos presentes, la contribución de la industria de seguros es menos del 1% del PIB con crecimientos de la industria entre el 8-9% en lo que va corrido del primer semestre de 2017. El ramo de daños materiales presenta el crecimiento de menor dinámica con un crecimiento de apenas el 6% en comparación con el mismo periodo del año anterior. La dinámica de crecimiento en las pólizas de incendio & terremoto esta dada por la obligatoriedad de asegurar los inmuebles financiados con crédito hipotecario, se espera que este ramo tuviese mejor dinámica, especialmente en seguros no obligatorio y voluntarios, pero apenas logramos en Colombia una pobre reacción de $489.000 primas per cápita/habitante.

De otro lado, el desarrollo de políticas del gobierno nacional  ha hecho una buena reacción en la dinámica de construcción especialmente en desarrollo de viviendas encaminadas a interés social; la vivienda y la construcción en Colombia van de la mano y son protagonistas del eje financiero con impulso de una inversión de más de 1,6 billones de pesos garantizando la visión de futura vivienda, creación y desarrollo de pequeñas y medianas empresas (PYMES) que dinamizan la economía nacional como eje fundamental de una industria en crecimiento y florecimiento.

En Colombia, cada vez se construyen más inmuebles para usos comerciales y Pymes, estas ofertas seguro traerán progreso, y beneficios en torno a la ubicación, estructura y diseño, pues esto motivará la creación de nuevas industrias, comercio, centros comerciales que proyectan más de 600 mil metros cuadrados, repartidos en 16 ciudades que cumplen y obedecen a las leyes del ciclo inmobiliario de expansión, sobreoferta, recesión y recuperación.

 Más sin embargo, el crecimiento de la economía está estancado 2,1% y ha perdido la dinámica que venia de años atrás, se han hecho esfuerzos importantes para poder encontrar soluciones financieras al tema de vivienda y Pymes con créditos blandos, bajas tasas de interés y subsidios a las mismas, donde se espera tener un repunte de crecimientos cercanos al 13% superando años anteriores. Esta dinámica no es ajena a las compañías de seguros, motivando condiciones blandas en tasas, en productos novedosos y en reacciones positivas que trasladan el interés a los seguros voluntarios de incendio & terremoto, no solo para el sector vivienda sino el sector empresarial de las Pymes.

En hora buena, el sector asegurador ha hecho carrera en la industria de la construcción y las empresas, el seguro de todo riesgo, está encaminado a amparar durante la vigencia los bienes materiales contra las perdidas o daños que sufran de manera súbita, accidental e imprevista y que depende de los productos que se ofrecen por cada aseguradora, pero cuyo principal cobertura es el amparo de terremoto y actos de la naturaleza, ligado a los amparos de incendio y las líneas aliadas que lo siguen.

La actual normativa en Colombia, ha hecho que de alguna manera aquellas protecciones que habían sido consideradas voluntarias hoy en día son materia de obligatoriedad, lo vemos en el seguro de copropiedades, regido por la ley 1075 de 2015 o la reciente ley 1796 de 2016 “ley de vivienda segura” no obstante aún seguimos lejos de una dinámica de cesión de riesgo y de protección a nuestro patrimonio, de protección a nuestras inversiones y de ahorro de toda una vida que se vea desmechado por una catástrofe, un terremoto, una inversión; un capital se desvanece en segundos y vemos perdidos en  esos  escasos momentos el esfuerzo y carrera de toda una vida, desvaneciendo las ilusiones y proyección de un ahorro o una meta por cumplir. Pero siempre están presentes opciones como valorar, ceder, trasladar el riesgo por intermedio de una póliza de seguros. No solo se pierden vidas, se afecta patrimonio, ilusión de una causa perdida en pocos segundos,  la vida financiera se ve seriamente afectada.

Nuestra conciencia, debe orientarnos hacia  la tranquilidad de trasladar el riesgo, eliminar la incertidumbre del riesgo expuesto para enfrentar desastres naturales especialmente los eventos de Sismos, pues no somos ajenos, ni estamos blindados a  Eventos Naturales, pues seguirá siendo una incertidumbre  el  cuándo nos puede tocar y/o cuando puede llegar.

¡Aún sin comentarios!

Se el primero en iniciar una conversación.

Añadir un comentario

Sus datos estarán a salvo! Su dirección de correo electrónico no será publicada. También otros datos no serán compartidos con terceras personas.
Todos los campos requeridos.